GLOCAL

La comunicación ha ido evolucionando en la última década, a una velocidad vertiginosa, en gran medida, gracias al avance de las nuevas tecnologías (hardware y software). Atrás queda la comunicación 2.0 que se caracterizaba por ser unidireccional. El emisor aportaba información y el receptor si limitaba a captarla, no existiendo feedback inmediato que aportara un valor extra al proceso comunicativo.